¡Gana un viaje a través de la mítica ruta 66!

Es una de las grandes rutas. Uno de los sueños de muchos viajeros. La mítica “ruta 66”, que atraviesa EE.UU. de costa a costa. Protagonista de tantas películas, libros, series de televisión, historias… Es la ruta madre, The Mother Road tal y como la definió John Steinbeck en su novela Las Uvas de la Ira. Y si sus piedras y cactus y kilómetros de asfalto nos hablasen nos contarían que su origen está en el éxodo de miles personas, allá por los años 30, que huyeron de las inertes tierras de Oklahoma rumbo a la soleada y rica California. Ellos crearon esta ruta.

Nace en Chicago y muere en Los Ángeles, o al revés. Atraviesa ocho estados, aunque bien podríamos decir que son ocho planetas, ocho mundos: Chicago, Illinois, Missouri, Kansas, Oklahoma, Texas, Nuevo México, Arizona y California. Aproximadamente 4000 kilómetros a través del medio oeste, que cruzan las grandes llanuras y desembocan en el mar.

ruta 66 carretera

Antes de lanzarte, un aviso. Debes enfrentarte a esta ruta con una máxima bien grabada en la cabeza: sabes dónde empezar pero ignoras dónde vas a acabar. Y con una certeza: Es este un viaje para nostálgicos en el que dominan los iconos de la América profunda. Dormir en moteles de carretera anclados en los años 50. Despertarse en mitad de la nada. Comer y cenar en bares de lo más surrealistas. Cruzarte con personajes extraños. Repostar en gasolineras dignas de otra época. Pararte a descansar en pueblos literalmente abandonados. Visitar museos insólitos dedicados a las más curiosos objetos que te puedas imaginar, como por ejemplo, el Cadillac Ranch, en Amarillo, Texas, quizá uno de los más representativos de la ruta.

Imagen 24

Durante el viaje también podrás visitar algunas de las más grandes atracciones de EE.UU: recorrer el Gran Cañón, cruzar el río Mississippi, aburrirte en superlativo Painted Desert de Arizona, sentirte un vaquero en estos escenarios que tantas veces has visto en las películas del oeste. Probar suerte jugando a la ruleta en Las Vegas, desidratarte en el Mojave  y al final y al final ¡darte un buen chapuzón en las playas de Santa Mónica! ¿Te animas?

santa monica

Pero ¡ojo!, antes de hacer las maletas no olvides que esta una “ruta histórica”. Única. Un patrimonio. Si coges un mapa de carreteras descubrirás que así viene reseñada, pues la 66 como carretera dejó de tener sentido hace ya décadas. Las grandes autopistas sustituyeron esta carismática vía. Han pasado los años y por esas viejas y polvorientas carreteras sólo circulan aventureros.

El cariño que los norteamericanos tienen por esta ruta y su fama ha quedado muchas veces de manifiesto en el cine. Uno de los últimos ejemplos es Cars, de Diseny Pixar. Un homenaje a la 66 en la que salen representadas todos los tópicos: coches antiguos pueblos abandonados, paisajes áridos, solitarios, de horizontes infinitos donde el sol cae a plomo. Llanuras desérticas. Interrumpidas con frecuencia por llamativas formaciones rocosas. Un dibujo que refleja a la perfección la estampa de miles de localidades similares que salen al paso durante el viaje.

THELMA-LOUISE-1

Pero sus paisajes aparecen en muchas otras películas con la carretera como protagonista, las conocidas como Road Movies.  ¿Quién no ha querido emular alguna vez a las míticas Thelma y Louise circulando a bordo de un descapotable, pañuelo al viento? O cruzarse con los extraños personajes que aparecen en Corazón Salvaje, de David Linch. O como no, visitar las gasolineras, bares de carretera que asaltaron los míticos Bonie and Clyde y recorrer las llanuras por donde se vivieron aquellas míticas persecuciones policíacas. Y no te olvides del correcaminos y del coyote, los habitantes más famosos de Nuevo México.

Otro detalle importante para preparar bien este viaje es la banda sonora. La ruta 66 está muy unida a la música. Y al rock. Es clave que los temas que suenen durante la aventura encajen en la historia de la ruta. Los Doors a tope, Mistify de Inxs, y como no, imprescindible, Get your Kicks On, ya sea la versión de Bobby Troup o la versionada por los Rolling Stones.

Ah. Y muy importante. Vete también preparado para el calor. En algunos puntos las temperaturas llegan a ser  extremas y no te extrañe si te encuentras termómetros que superen ¡los 45 grados!

¿Qué? ¿Suena bien verdad? Si la lectura de este post te ha despertado el espíritu aventurero y el ansia por conocer la América profunda, atento a la siguiente propuesta. Te invito a vivir esta ruta. Bueno, no yo, la idea parte del Producto Multi-Uso WD-40, ideal para motos, quienes han lanzado un concurso cuyo premio más importante es justo ese, un viaje para dos personas por la ruta 66 valorado en ¡8000 euros!

WD-40

Si te animas, atento. No tienes más que rellenar el formulario de registro con tus datos. Cuando acabe el plazo de inscripciones, habrá un sorteo entre todos los anotados de donde saldrá el ganador. Probar cuesta poco pero el premio merece la pena. ¡Suerte!

Post patrocinado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *