Hong Kong, donde la vanguardia convive con el milenario feng shui

Es difícil describir Hong Kong, la tercera ciudad más importante de China después de Pekín y Shanghai. Según aseguran quienes la conocen bien, es la capital de los superlativos. Aquí tienen su sede algunos de los bancos más importantes del mundo. más de 2.000 empresas extranjeras. Es la ciudad con mayor número de Rolls Royce matriculados y con el mayor consumo de electricidad por habitante del planeta. Pero no todo en este conjunto de islas que dan nombre a Hong Kong es modernidad. En estas calles conviven las últimas vanguardias con las tradiciones más arcaicas de la cultura china. Por ejemplo ¿Sabías que toda la ciudad s ha construido respetando las leyes milenarias del feng shui?

Es uno de esos destinos que hay que ver al menos una vez en la vida por mil razones. Pero lo que más me impactó de esta capital, antigua colonia británica que volvió a manos de China en 1997,  y compuesta por más de 250 islas, es como la modernidad más agresiva y ese día a día en el que el dinero y el éxito profesional son el leit-movit de las más de ¡siete millones de almas! que allí residen, convive con una espiritualidad milenaria basada en dos grandes soportes: la familia y el feng shui. 

Vista de los rascacielos de Hong Kong
Vista de los rascacielos de Hong Kong

Cómo llegar a Hong Kong

Empezamos nuestro recorrido por la isla de Hong Kong pero antes un detalle muy importante, ¿Cómo llegar?.

Para viajar a destinos tan lejanos la comodidad del vuelo y la opción de volar lo más directo posible es muy importante. Yo hice ese viaje con KLM (compañía que opera con Air France) y no puedo menos que comentaros que si estáis pensado en volar a Hong Kong le echéis un  ojo al web de la aerolínea pues sus tarifas son realmente tentadoras.

Además, si el punto de partida es un aeropuerto español – y si tenemos en cuenta que no hay vuelos directos desde Madrid ni desde Barcelona a esta capital asiática – se agradece la escala en Schiphol, el hub de KLM en Amsterdam. Como vuelo bastante con esta compañía (no solo a Asia, también ofrece tarifas muy interesantes para volar a ciertos destinos de América) me ha tocado hacer paradas en Schipol en varias ocasiones. Y confirmo que es un aeropuerto internacional potente pero manejable y amable para este tipo de escalas. Y además, KLM tiene muy bien organizadas las conexiones y las esperas suelen ser muy cortas.

El entretenimiento a bordo, importante en vuelos largos
El entretenimiento a bordo, importante en vuelos largos

Rascacielos futuristas

Una vez ubicados en Hong Kong, echamos una primera mirada a los futuristas rascacielos que definen el skyline de la ciudad. Si quieres ver la mejor panorámica de todo este espectáculo lo mejor es que te asomes a Victoria Peak, el punto más alto de la isla. Hay un tranvía, el Peak Tram, que lleva directamente al mirador, situado a 286 metros ¡en solo ocho minutos!. Y si puedes vete de noche, ver las luces de neón de todos brillar en la oscuridad es impactante.

Booking.com
IDEA: HONG KONG DESDE EL AIRE

Ver este espectáculo desde el aire es quizá una experiencia única que puedes hacer realidad contratando un vuelo en helicóptero sobre la bahía de Hong Kong. Otra opción también interesante (y más económica), navegar y ver los rascacielos de Hong Kong desde el mar. En estos enlaces puedes reservar ambas visitas.
Vista nocturna de Hong Kong
Vista nocturna de Hong Kong

Volvemos a los rascacielos, pero ¡ojo!, vamos a observarlos con detenimiento. Efectivamente, son todos muy modernos de aspecto pero curiosamente muy tradicionales en su esencia, construidos en su mayoría según las leyes del Feng Shui. Un saber milenario que cuyo origen se esconce en las planicies agrícolas de la antigua China, donde hace ya ¡más de cinco mil años! buscaban la mejor convivencia entre e ser humano con el entorno y la naturaleza. Una disciplina compleja que se ha adaptado a los tiempos y que actualmente aplican los arquitectos en sus obras. La clave es buscar una armonía de formas, colores…  Hasta del mobiliario y los objetos decorativos se tienen en cuenta para equilibrar el tiempo, el espacio y el hábitat con sus usuarios.

Uno de los edificios de Hong Kong donde mejor se aprecia este principio arquitectónico es el famoso Hong Kong & Shangai Bank (HSBC).  Obra icónica del arquitecto británico Norman Foster (también autor del nuevo y futurista aeropuerto). Situado en uno de los espacios urbanos más refinados de toda la isla, donde se paga el precio por metro cuadrado más caro del planeta

Detalle del HSBC, con sus "triángulos" hacia arriba
Detalle del HSBC, con sus “triángulos” hacia arriba

Al contemplar el edificio se observan muchas influencias del Feng Shui; las estructuras de sustentación en forma triangular con el vértice hacia arriba,  los leones de metal en la puerta como símbolo de protección…

Los habitantes de Hong Kong cuentan que el maestro de Feng Shui contratado para la construcción del banco, recibió ¡un millón de dólares! para avalar la estructura energética del futuro edificio y atraer la riqueza. Y para ello, se hizo hincapié en el elemento tierra, pues según  las leyes de este saber “en  la tierra crece todo y es de la tierra de donde  viene el dinero”. Este edificio es la sede de un  banco, y por tanto todo se ha estudiado para que sea fuerte, sólido, con un fin:  favorecer la entrada del dinero y atraer la riqueza.

El banco de China es fácilmente reconocible por su fachada con triángulos
El banco de China es fácilmente reconocible por su fachada con triángulos

El polémico edificio del banco de China

Curiosamente, frente a Hong Kong & Shangai Bank se alza el Banco de China. Otro de los edificios representativos de la ciudad pero, también uno de los más polémicos. Al contrario que con el anterior, el arquitecto del banco de China, el chino-neoyorquino I.M. Pei (el también creador de la pirámide del museo Louvre de París), no tuvo en cuenta algunas de las leyes del Feng Shui y construyó un edificio de setenta pisos con un estructura enteramente triangular. ¡Qué gran error!.

Los habitantes de Hong Kong ven en esos vértices una especie de lanzas, cuchillos que no solo hacen daño al propio edificio, sino que amenazan el Feng Shui de las construcciones vecinas. Y además, sus largas antenas se interpretan como “símbolos diabólicos“. Por eso, el edificio del HSBC, situado justo en frente tiene en el tejado una estructura que imita a un cañón que apunta al banco de China (se aprecia en la foto de arriba). Así diseñado expresamente para su propia defensa. 

Una familia media solo dispone de 50 metros cuadrados
Una familia media solo dispone de 50 metros cuadrados

No sólo los bancos y los grandes rascacielos están construidos según las leyes del Feng Shui. Más del ochenta por ciento de los habitantes de esta ciudad se orientan según las claves del viento y del agua a la hora de elegir un apartamento. La orientación de los muebles, los tonos de los colores, la forma del edificio… todo influye a la hora de buscar lesa soñada armonía entre la naturaleza y el hombre.

Dónde dormir en Hong Kong

En Hong Kong hay también muchos hoteles que respetan esta tradición. Es el caso del Hotel Intercontinental, situado en el corazón del barrio de Kowloon. Un establecimiento de cinco estrellas donde tuve la suerte de alojarme y el cual recomiendo para dormir en Hong Kong por dos razones. La primera, por sus  impresionantes vistas del skyline de la ciudad, desde las habitaciones.

Habitación con vistas al skyline de Hong Kong
Habitación con vistas al skyline de Hong Kong

Y lo segundo, el hotel es uno los mejores ejemplos del feng shui en Hong Kong. Hasta su ubicación es clave. Se sitúa frente a la bahía para respetar a los “nueve dragones que habitaban en las montañas de Kowloon” que cada mañana bajan a darse un baño y beber agua al mar. Cuenta la leyenda que si se bloquea el paso de los dragones es mal presagio. Por eso, cuando se construyó el hotel hace ya 30 años, recurrieron a un maestro del feng shui para saber cómo hacer el edificio sin bloquear el paso de los dragones. Y lo lograron.

Hasta las casas más humildes siguen las reglas del feng shui
Hasta las casas más humildes siguen las reglas del feng shui

Las leyes de oro del feng shui

Estos son sólo algunos ejemplos de los muchos edificios construidos en Hong Kong según las leyes del Feng Shui. Antes de iniciar una obra, lo primero que se debe hacer es determinar un lugar favorable. Para averiguarlo, se utiliza una brújula muy compleja compuesta por 24 montañas, 10 troncos celestes, 12 ramas terrestres, y donde están representados los cinco elementos…  Además de saber manejarla, el maestro debe saber observar las pendientes de las colinas y de las montañas, la dirección del curso de las aguas y las influencias ying y el yang.

Bajo todas esas premisas está construida la ciudad de Hong Kong, aunque curiosamente el resultado es todo menos preciosista. Estamos en una jungla de hormigón que crece en vertical, rebosante de altísimos y estrechísimos edificios de viviendas especialmente diseñados contra tifones.

Hong Kong es una ciudad vertical por los problemas de espacio
Hong Kong es una ciudad vertical por los problemas de espacio

El espacio escasea en esta parte del mundo, y el metro cuadrado es tan caro que las familias se ven obligadas a vivir apiñadas en pequeños apartamentos de 60 o 70 metros cuadrados. En la ciudad apenas hay aceras. Dominan los pasos elevados creados para ahorrar metros. Me gusta un refrán local que dice “allí donde se puede clavar un palillo se levantan torres de 50 pisos”. Imposible sacarle más partido a un espacio tan reducido con una población tan densa. Más de ¡doscientos mil habitantes por kilómetro cuadrado!.  Cifra alarmante frente a los, aproximadamente, cuatrocientos habitantes por kilómetro cuadrado deEuropa.

Los barcos vivienda de Hong Kong

El problema del espacio es tan grande y el metro cuadrado tan tan caro, que muchas familias han optado por quedarse a vivir en sus barcos. Son grandes naves denominadas “sampanes” que están siempre atracadas en el puerto de Aberdeen. Sus moradores son pescadores y se cuenta que muchos de ellos ¡hace años que no pisan el asfalto!. Se sirven de sus residencias flotantes para salir a pescar y dejan secar sus capturas al aire. Cuando el pescado está ya seco, regresan al puerto para venderlo en alguno de los mercados que hay repartidos por toda la ciudad.

Los sampanes surcan la bahía
Los sampanes surcan la bahía

Los habitantes de los sampanes viven al margen del la frenética vida que late en el centro de Hong Kong, una ciudad que nunca duerme. Las calles siempre invadidas de coches, a todas horas, De tranvías, de transeúntes que van y vienen… el ritmo es una locura, la concentración de gente a veces resulta agobiante y la velocidad del día a día supera todos los tópicos. Sin duda, Hong Kong no es destino para unas vacaciones relajadas, pero si una urbe donde vivir una experiencia insólita. 

Tai chi en el Hong Kong Park

El ruido y la furia es tal que la necesidad de relajarse es más bien una necesidad vital. Para conseguir esa tranquilidad espiritual, los habitantes de Hong Kong recurren a otra de sus tradiciones milenarias. El tai chi. Un ejercicio chino basado en la realización de movimientos lentos, y que aporta varios beneficios a la salud: mejora de la función circulatoria, aumenta la fuerza muscular, la flexibilidad y de la capacidad aeróbica… un ejercicio suave y sano que los hongkoneses y turistas practican desde primera hora de la mañana en los parques de la ciudad. Recomiendo dar un paseo matutino por el Hong Kong Park para ver este espectáculo donde verás a miles de personas haciendo ejercicio a primera hora del día, y desde allí ya cada uno a su trabajo.   

Los maestros del tai chi dirigen a los grupos
Los maestros del tai chi dirigen a los grupos

El tai chi aspira a lograr la máxima relajación de la musculatura y del sistema nervioso. Para lograrlo se realizan una serie de ejercicios continuados. La fluidez en la transición de una postura a otra es de clave para el buen desarrollo del ejercicio. Tiene más de dos mil años y está inspirado en los movimientos de los animales. Después fueron sumando otras posturas de la vida diaria, y así nació este “deporte” que no es más que una especie de resumen de cómo se  defienden los animales y de cómo se mueve el mundo.

Los atascos en Hong Kong son habituales
Los atascos en Hong Kong son habituales
IDEA: Hong Kong a la carta en Español

Si te has quedado con ganas de saber más, anímate a contratar una visita guiada personalizada por Hong Kong en español. Un día completo que te permitirá exprimir todo el jugo de esta gran ciudad. Puedes contrararla directamente pinchando en el enlace anterior.

Estrés y relax. Tradición y modernidad. Grandes rascacielos que conviven con pequeños mercados. Apartamentos como colmenas o vida en barcos tradicionales. Deportes milenarios para combatir enfermedades modernas. Costumbres con sabor añejo en una ciudad hiperpoblada llena de rascacielos y de luces de neón. El caso es que Hong Kong siempre sorprende, sea la hora del día que sea y sea la época del año que sea. Y ese es parte de su encanto. No cambies nunca Hong Kong.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *